Transvulcania Ultramarathon

TRANSVULCANIA
Isla de La Palma
2015-05-09
Distancia: 76.6 km
Desnivel positivo: 4438 m
Tiempo: 14h48’56”

El pasado sábado día 9 de mayo, participamos en una de las pruebas de ultradistancia más importantes del panorama internacional y que atrae año tras año a un nutrido número de corredores considerados élite, Transvulcania Ultramarathon en la Isla de La Palma (Canarias). Carrera con salida a nivel del mar desde el Faro de Fuencaliente y llegada en el municipio de Los Llanos de Aridane, y que recorría la isla bonita en su gran mayoría de sur-norte-oeste, así como hacía cumbre en el Roque de los Muchachos (2.426 m.s.n.m.), techo del parque nacional de La Caldera de Taburiente y de la Isla de La Palma.

El viaje, ya desde el principio, prometía, ya que nos desplazábamos un grupo de amigos y compañeros del C.D.M.E. Trail Villena, José Antonio, Vicen, Rober y yo, además de Alma, Lucas y Sandra. Siete personas en total para pasar unos días en la Isla de La Palma, disfrutar de su clima, sus playas y paisajes y el ambiente pre-carrera, pues toda la isla en verdad se vuelca con este evento anual.

20150507_175755

Entre otras actividades que hicimos en La Palma, dos días antes de la carrera asistimos a la prueba de Kilómetro Vertical, así como hicimos un breve reconocimiento sobre el terreno del último tramo de la prueba. A destacar varias cosas: los élite subiendo (y en cualquier terreno!) dan miedo, y la grandeza de Luis Alberto Hernando y su equipo con quienes tuvimos el placer de cenar y compartir impresiones previas a la carrera.

IMG-20150507-WA0007

4

Día 9 de mayo. El reloj marcaba las 06:00 de la mañana, y después de una cuenta atrás a ritmo del Thunderstruck de AC/DC, el gran «Depa» lanzaba su ya famoso «Arribaaaa!» al aire y los corredores nos poníamos en marcha. Por fin empezaba todo, y se cumplía el primer sueño, estar en la salida de Transvulcania.

El primer tramo de carrera sabíamos que iba a consistir en buscar nuestro sitio y ritmo, tratando de evitar los temidos tapones y marchando para arriba con la mayor constancia posible. No fue fácil y de hecho, por tomar la salida bastante rezagados, nos quedamos atrapados y casi sin avanzar en los primeros 3-4 kms. Prácticamente una hora marcaba el reloj para cubrir esa distancia. Subida larga y de noche atravesando la Ruta de los Volcanes, hasta Los Canarios, donde cientos de vecinos llenaban las calles del pueblo todavía de madrugada para animar a los corredores a nuestro paso. La subida hasta Las Deseadas, siempre por terreno de arena volcánica, y el posterior descenso al Refugio del Pilar, marcaron las primeras horas de carrera, en la que habíamos cubierto ya prácticamente la mitad del desnivel positivo de la prueba (unos +2.000m) hasta el Refugio, en apenas 20km de distancia. El amanecer nos pillaba en pleno ascenso, y fue uno de los momentos mágicos del día cuando en el horizonte se vislumbraban otras islas del archipiélago, como Tenerife y la imponente silueta del Teide, El Hierro y La Gomera. Un regalo para la vista y los sentidos. Una cosa más que hace a esta carrera única.

De ahí, y en compañía de José Antonio y Vicen, el siguiente objetivo era llegar al Reventón siguiendo posiblemente el tramo más cómodo de la carrera, una pista bastante transitable por la se podía correr y mantener un ritmo constante. Rober notaba que no iba bien, y al llegar al avituallamiento decidimos aguantar y descansar un poco a la sombra, a resguardo del calor, intentando reponer fuerzas para afrontar el siguiente tramo hasta el avituallamiento del Pico de las Nieves. Avituallamiento que a la postre resultaría un punto muy conflictivo en la carrera, donde muchos corredores ni siquiera llegaron, ya que había sido movido o muy mal medido y aparecía a casi 4km más del punto donde se suponía debía estar. Hasta allí nos movíamos despacio, Rober finalmente desfallecía por problemas de deshidratación y se lo tenían que llevar en helicóptero. Junto a él, 3 chicos más en ese punto, pero el espectáculo era de película de miedo, ya que eran otros muchos en ese punto tirados en el suelo intentando recuperar las fuerzas para llegar al avituallamiento. Grave fallo de la organización y que a posteriori reconocerían que había habido un error en la medición de la distancia entre avituallamientos, pero a 2.300 m.s.n.m. y con temperaturas de 30 C, no es un fallo tolerable ya que impedía a los corredores hacer una estimación correcta del agua que necesitarían para ese tramo. Podía haber salido muy caro, pero por suerte solo fue un susto. Rober fue atendido por el equipo de salvamento y una vez en Los Llanos de Aridane se recuperó sin problemas gracias al suero que tuvieron que ponerle.

Después de haber estado con Rober parados y ayudando en lo posible hasta que se lo llevaron en el helicóptero, había «perdido» una hora en carrera. Tampoco me preocupaba el tiempo final, solo llegar al Roque de los Muchachos dentro del límite horario, y por ese motivo sí que tenía que emprender la marcha y aún así el reloj apretaba. José Antonio y Vicen iban por delante presumiblemente a una hora, así que tampoco sabía si podría darles caza. Con todo eso en mente, y mentalizado para hacer los últimos 30km en solitario, conseguía mantener un ritmo de carrera constante (que a estas alturas ya era mucho) y llegar al Roque de los Muchachos 3 minutos por encima del tiempo de corte. Por un momento sufrí algo de bloqueo mental, ya que veía que no llegaba a tiempo, y el avituallamiento estaba a la vista! Por suerte, la organización ampliaba el tiempo de corte en 1 hora, dados los problemas que muchos corredores habían tenido para llegar al anterior avituallamiento, así que pude llegar al Roque, descansar y reponer fuerzas para la bajada de 20km hasta el Puerto de Tazacorte.

Transvulcania

A estás alturas ya habíamos sobrepasado los 50km y más de 4.000 metros de desnivel positivo en carrera, y lo que nos esperaba era para muchos la parte más complicada de la Transvulcania. Una bajada larga de 20km y 2500 metros de desnivel negativo hasta el Puerto de Tazacorte, último avituallamiento del día antes de meta. Increíbles vistas desde la zona alta de la Caldera de Taburiente y ambiente en todo el tramo, sobre todo en la parte baja más cercana a los pueblos de la zona. Además, sorprendentemente mis piernas reaccionaban bien a la bajada, sin problemas musculares y manteniendo un ritmo constante y relativamente rápido. Bajar es algo que se me da bien y disfruto, pero para mí era una incógnita el cómo iban a reaccionar mis piernas al desafío, y la verdad, fué mejor que en mis predicciones más optimistas. Hasta la llegada al Puerto de Tazacorte puede adelantar a casi 300 corredores y recuperar buena parte del tiempo que había perdido en el incidente con Rober, así que no podía pedir más, sobre todo con el recibimiento que nos esperaba a pie de playa en el Puerto de Tazacorte. Qué decir después de más de 70km y que te reciban casi como si cada uno de nosotros fuesemos héroes anónimos. Gratitud eterna a la gente de la isla. Sin duda ellos hacen esta carrera única.

Último empujón. Lo más difícil había pasado y de ahí hasta los Llanos de Aridane quedaban alrededor de 5km con 300m de desnivel positivo todavía por superar. Rober me llamaba al móvil para darme ánimos y dejarme más tranquilo, al ver que estaba bien. Y así pasaron rápido esos últimos kms para ser finisher de Transvulcania en 14h48’56”. El ambiente en meta, de nuevo espectacular, y allí me esperan José Antonio, Vicen y Rober (ya recuperado) que me acompañaba los últimos metros de entrada a meta cámara en mano. Un recuerdo para toda la vida. Medalla de finisher al cuello, abrazo con Rober y mis compañeros, y otro reto que va para la «mochila».

Al final la experiencia se podría definir como una carrera increíble, con demasiados imprevistos, un ambiente espectacular y que a buen seguro repetiremos. ¿2017? Si todo va bien para entonces, seguro que sí.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s